Científicos británicos afirman haber descubierto vida extraterrestre

11 de septiembre de 2013
Científicos británicos afirman haber descubierto vida extraterrestre


En 2011 Richard B. Hoover, científico de la NASA, desató la polémica al afirmar que había identificado microfósiles de bacterias en varios meteoritos. Estas controvertidas declaraciones significaban que la vida es común en todo el universo, y que la vida en la Tierra pudo haber venido de otros planetas. Pero Hoover no es el primer científico que afirma haber encontrado evidencia de vida extraterrestre en meteoritos.

En 1996, otro científico de la NASA, David S. McKay, argumentó a favor de la existencia de nanofósiles en ALH 84001, un meteorito encontrado en la Antártida, y que supuestamente vino de Marte. El anuncio de la posible evidencia de vida extraterrestre causó una gran controversia en su momento, incluso provocó que el presidente Bill Clinton se preparara para comunicar públicamente el descubrimiento.

Y ahora, un equipo de científicos británicos afirman haber descubierto vida extraterrestre en las muestras recogidas en las Perseidas mediante un globo enviado a la estratosfera, siendo este sorprendente descubrimiento la evidencia de la existencia de las “semillas de la vida” en todo el universo viajando de un planeta a otro a través de los meteoros.

El origen de la vida


El profesor Chandra Wickramasinghe, un astrobiólogo de 74 años de edad, y su equipo de la Universidad de Sheffield, Inglaterra, afirma haber encontrado la evidencia definitiva sobre vida extraterrestre, después de enviar un globo a 27 kilómetros de la estratosfera. El globo fue diseñado específicamente para recoger muestras durante la lluvia anual de meteoros de las Perseidas.

Cuando finalizo la misión, en su regreso a la Tierra, el globo capturó pequeños organismos biológicos en los portaobjetos estériles. Una vez que el globo ya se encontraba en la Tierra, los científicos observaron unas algas acuáticas microscópicas, siendo un indicativo que representan formas de vida extraterrestre y únicamente podrían haber llegado desde el espacio. El profesor Wickramasinghe afirma que las “semillas de la vida” han sido transportadas de un planeta a otro por meteoritos que a su vez sugiere que existe vida en otras áreas de la galaxia.

Los hallazgos fueron publicados en un artículo en los Instrumentos, Métodos y Misiones para la conferencia de Astrobiología en San Diego, EE.UU., en agosto. En la conferencia, el equipo dijo que las semillas son transportadas continuamente entre planetas por asteroides, cometas u otros elementos cósmicos.

“Las entidades biológicas de esta naturaleza no han sido previamente registradas en la estratosfera. Estas entidades varían de una presunta colonia de ultra pequeñas bacterias a dos organismos individuales inusuales, que forman parte de un frústulas de diatomeas y una masa de partículas del tamaño micrométrico de 200, entrelazados con filamentos de biopelículas y biológicos”, dijo el profesor Wickramasinghe a los medios de comunicación.

Pero según el profesor Wickramasinghe, este descubrimiento apoya la teoría de la “panspermia”, que sugiere que “las semillas de la vida” vinieron del espacio exterior en un “intercambio de vida” entre planetas. Panspermia significa literalmente “semillas por todas partes”. Las últimas investigaciones sugieren que un 7,5% de las rocas de Marte alcanzan la Tierra. Las rocas podrían viajar hacia la tierra entre menos de 100 a 16.000 años.

Profesor Chandra Wickramisinghe
Profesor Chandra Wickramasinghe, astrobiólogo de 74 años de edad, de la Universidad de Sheffield, Inglaterra

Un argumento que apoya la teoría de la panspermia es la aparición de la vida poco después del período de intenso de “bombardeo cósmico en la Tierra”, hace entre 3,8 y 4 millones de años. Durante este período, los investigadores creen que la Tierra sufrió una serie de lluvias de meteoros extendida y muy potente. Sin embargo, la evidencia de vida en la Tierra sugiere que comenzó hace unos 3.830 millones años, que concuerda a la perfección con esta fase de “bombardeo cósmico”. Estas observaciones sugieren que los seres vivos durante este período se tendrían que haber enfrentado a la extinción masiva, lo que contribuye a la idea de que la vida no se originó en la Tierra.

Pero como es habitual, los más escépticos creen que las muestras biológicas podrían provenir de la Tierra, y que de alguna manera han llegado a la estratosfera. Pero esta hipótesis ha quedado desacreditada, ya que los expertos afirman que las entidades que se encuentran en la Tierra son demasiado pesadas para que este fenómeno fuera posible.

“Para nuestra comprensión actual de los medios, estas partículas no pueden haber sido transferidas desde la Tierra hasta la estratosfera, en ausencia de una violenta erupción volcánica el mismo día del evento de la recogida de muestras. Si no existe un mecanismo por el cual estas entidades biológicas puedan ser elevados desde la Tierra a la estratosfera entonces deben de haber llegado desde más allá de la estratosfera accediendo a la Tierra”, explico el profesor Wickramasinghe.

Bacteria extraterrestre
Bacteria extraterrestre


Fuente: Mundo esotérico y paranormal


Anterior: Vida extraterrestre: no como la imaginamos Siguiente: Los expertos instan a la elaboración de directrices para el contacto extraterrestre

No hay comentarios:

Publicar un comentario